Club Náutico de Altea

Este texto es una aproximación al trabajo del genial diseñador Danés Hans J. Wegner, así como a la actuación realizada en cuanto a diseño, adecuación y mejora de las instalaciones del Club Náutico de Altea. En este caso con la inestinable ayuda de Silvia Peñalver, quien a contribuido notablemente a la resolución de este espacio encargado a De Palacios

Hans J. Wegner es el creador de las sillas que han formado parte del Club Náutico de Altea desde sus inicios, y que han conformado sin duda, parte de su estética, aportando singularidad a través de esta pieza al conjunto del espacio.

 

En la reciente mejora de los distintos ambientes de la cafetería y el restaurante, por un lado, se valoró el restaurar las sillas de la cafetería (CH24) por su gran personalidad y entidad, así mismo se seleccionó una nueva silla para el restaurante que igualmente se pudiera prolongar en el tiempo como parte de la estética del nuevo espacio y que conviviera en armonía de líneas y materia con lo ya existente, por lo que se recurrió a una de las sillas del mismo diseñador danés ( Silla CH20 ELBOW).

 

SUS FUENTES. Hijo de un modesto zapatero, desarrolla desde pequeño un gran respeto por la artesanía que marcará sus futuras creaciones. Su formación como carpintero y el trabajo en talleres de ebanistería –entre ellos el de Johannes Hansen– irán definiendo su carrera, en la que influirán decisivamente su título en arquitectura y la etapa como ayudante del también arquitecto y diseñador Arne Jacobsen. La radical modernidad de su maestro inspirará su propio estilo.

LAS SILLAS. Aunque el creador danés ideó variados objetos a lo largo de su trayectoria, desde artículos de plata a lámparas o papeles pintados, lo que le dio fama internacional fue el diseño de muebles y, en concreto, de sillas. Considerado como el “rey” de estas piezas, de su mente salieron cientos de modelos que todavía se producen.

SU SELLO. Wegner supo combinar magistralmente en sus diseños clasicismo y vanguardia. La sencillez de líneas y el uso de materiales naturales, sobre todo madera maciza, recuerda a los modelos tradicionales, pero sus sillas son más ligeras y cómodas y con una estructura, de respaldos curvos, patas ahusadas y líneas orgánicas, propia de la modernidad.

PARA LA POSTERIDAD. Fue un fiel exponente del diseño danés, el cual contribuyó a posicionar en el mundo. El continuo proceso de purificación y simplificación, sin elementos superficiales, al que sometió a sus piezas, su profunda convicción de que el mobiliario debía ser funcional además de bello, y la calidad extrema que presentan sus obras han hecho que éstas se hayan convertido en iconos del diseño contemporáneo. Recibió muchos premios en su vida. ¿El mayor? La devoción que sigue suscitando hoy en día su trabajo, consiguiendo piezas de gran personalidad que fueron reflejo de una época, de una estética, que han trascendido las mismas para convertir muchos de sus diseños en clásicos de gran atemporalidad.
ANÉCDOTA HISTÓRICA. Su pieza de mayor éxito de ventas se produjo en 1949 cuando se diseñó la Ronda silla. La revista Interiores le ofrecido la portada y se refirió a ella como “la silla más bella del mundo”. La presidencia pasó al estrellato cuando se utilizó en los debates presidenciales televisados entre Kennedy y Nixon en 1960 y desde entonces ha sido conocida simplemente como “El Presidente

Con un trabajo de sencillez subestimado, la forma elegante y la apariencia delicada de la silla oculta una fuerza y funcionalidad confeccionada para cualquier espacio, tanto del ámbito público como privado. Diseñada en los años 50, la CH24 Wishbone se ha convertido en un icono del diseño mundial, apreciada y valorada en todo el mundo. También es conocida como Y chair, por la forma de la pieza que une asiento y respaldo, o Wishbone chair.

Esta pieza fue diseñada en 1956, aunque no fue hasta el año 2005 cuando se comenzó con su producción. Está realizada en madera maciza con asiento terminado en tela o piel, ligeramente curvado, por otro lado, su respaldo bajo, de forma curva recoge con comodidad durante la sentada y conjuntamente con las patas trabajadas en doble reducción hacia respaldo y base, ensanchándose en la zona del asiento le confieren un elegante aspecto de geometrías artesanales y a la vez de cuidado diseño contemporáneo.

¨Los primeros muebles, eran increíblemente vanguardistas en su época.

Había una expresión en el trabajo totalmente nueva y emocionante, pero también una sencillez que atraía a mucha gente. Wegner consiguió llegar a un público muy amplio con su refinada artesanía y su seductora expresión del diseño. ¨

CNA1 CNA2 CNA3

Dejar un comentario